Skip to content

Afeitarse, el rito de cada mañana

July 13, 2010
  • Quién afirma que solamente las mujeres cuidan su piel está equivocado. Cada vez más hombres adaptan hábitos de protección para la piel de su cara y de otras zonas del cuerpo a través de cremas o tratamientos.
    Sin embargo, tal vez el hombre se preocupe menos que la mujer por algunas cuestiones estéticas como la aparición de arrugas o el envejecimiento de la piel.
    Pero hay algo a lo que los hombres prestan mucha atención:

el cuidado de la piel al afeitarse.
Algunos hombres tienen la piel más sensible que otros y son más propensos a la irritación luego de la afeitada o a cortarse mientras lo hacen. Por ello, en este artículo te brindaremos algunos consejos pero que la afeitada sea una experiencia grata y tu piel no quede con ardor ni lastimada.
La primera recomendación es que te afeites poco después de levantarte debido a que la piel y los músculos de la cara están más relajados. Además, se aconseja hacerlo antes de comer, es decir, en ayunas.
Cuando estés listo, moja tu rostro con abundante agua tibia para ayudar a la dilatación de los poros y facilitar el afeitado. Una vez que hayas terminado, coloca algún producto para afeitar en tu rostro, ya sea una crema o un gel.

Una buena alternativa es utilizar un gel que lubrique y proteja la piel durante la afeitada. El Aloe Vera es un ingrediente muy eficaz para pieles sensibles. Y si lo que buscas es reducir la irritación de tu cara, puedes usar productos con hoja de eucalipto u hoja de menta verde, ideales para cuidar la piel.
Una vez que hayas terminado de afeitarte, puedes mojar tu rostro y luego aplicarte alguna crema o loción para después de afeitar, conocidas como Aftershave.
La idea de utilizar este tipo de productos para la cara es que hidrates su piel y calmes la irritación.
Algunas de estas cremas contienen ácido hialurónico, que sirve para hidratar la piel. También podemos encontrar entre sus ingredientes extractos de plantas naturales como el aceite de árbol de té, que calma la piel irritada.
Una vez que hayas finalizado, limpia el filo de la rasuradora con agua caliente pero no lo seques. Guárdala así.
Listo. Disfruta de una piel sana y sin ardor. Esperamos que estas recomendaciones les sirvan y logren afeitarse sin dolor y sin irritar su rostro, y que mantengan su piel sana y sin irritaciones.

Advertisements
No comments yet

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: